4.1/5 Rating (14 votos)
Quimera

Cómpralo en papel

Quimera

Especificaciones

  • Autor: Teresa Cameselle
  • Editorial: Ediciones B
  • Género: Romance histórico
  • Formato: Grande, rústica
  • 1ª Edición: 15 de Abril de 2015
  • Visitas: 6203

Sinopsis

El Premio Vergara-El Rincón de la Novela Romántica es un referente importante para las fans del género romántico, y una garantía de buena lectura.
Teresa Cameselle es una autora conocida, con varias novelas publicadas.
El jurado le ha otorgado el galardón a Quimera, por unanimidad, «por su impecable escritura, su cuidadosa documentación histórica, su excelente ambientación, su interesante trama, sus personajes bien perfilados y su emotivo final».

Madrid, 1894. Jorge Novoa, diplomático herido en las revueltas de Melilla, finge divertirse en la capital durante su forzada convalecencia. En realidad, cada noche sigue los pasos de un peligroso grupo de anarquistas que planea atentar contra la regente doña María Cristina y su hijo, Alfonso XIII. Su labor de espionaje es dirigida por el marqués de Brandariz, un hombre poderoso dentro de la corte. Jorge sabe que a su vez es vigilado por otro espía del marqués, una presencia constante que lo acompaña en sus largas noches de vigilia. Del desconocido informador
solo conoce su nombre en clave: Quimera.

Mariana Montalbán vive con su anciana tía y enfrenta muchas dificultades; cuando acude al marqués de Brandariz, que había sido amigo y paciente de su padre, se le ofrece una labor singular con la que ganarse un salario.

Entre mil peligros, terroristas despiadados e intrigas cortesanas, Jorge y Mariana vivirán una pasión arrolladora que se convertirá en algo más que una quimera.

Críticas

Crítica realizada por Irdala

Novela ganadora del V Certamen de Novela Romántica Vergara-RNR

Quimera es una novela romántica histórica ambientada en la última década del siglo XIX.

Un grupo anarquista pretende atentar contra la familia real. El marqués de Brandariz es el encargado de descubrir quién está detrás de la conspiración. Su mano derecha en esta tarea es Jorge Novoa, diplomático herido en las revueltas de Melilla que fingiendo divertirse en la capital durante su forzada convalecencia, hace las labores de espía infiltrándose en tabernas y persiguiendo a los secuaces del conspirador.

Mariana Montalbán quedó huérfana a la edad de quince años y abandonó su San Sebastián natal para irse a vivir a Madrid con sus tíos. De familia acomodada, su situación ha pasado a ser precaria en exceso ahora que su tío ha fallecido y están solas su tía y ella. Es por eso que pide ayuda al marqués de Brandariz quien en su día fue gran amigo de su padre. El marqués le encarga una misión, aunque tan solo lo hace para tener la excusa de poder darle dinero para que su tía y ella puedan tener una vida más acomodada.

Mientras que Jorge y Mariana desempeñan sus respectivos trabajos, sin poder evitarlo surge entre ellos una intensa atracción que viven entre peligros e intrigas.

Es esta una novela romántica muy bien documentada y ambientada. El periodo de tiempo en el que transcurre la historia me ha resultado de lo más atrayente, entre otras cosas por la época elegida, pues la autora presenta un escenario poco o nada explotado dentro del género romántico, algo que le agradezco en el alma.

Quienes hayáis leído algo de esta escritora ya sabréis que escribe de maravilla, pero para aquellas que no conozcáis su pluma os aseguro que «Quimera» es una historia que está muy bien escrita e hilada.

Los tempos de trama y romance se manejan de forma excelente y los personajes, protagonistas y secundarios, están muy bien perfilados y resultan totalmente creíbles.

Mariana y Jorge no tienen un romance tormentoso lleno de reproches y malentendidos, no. Lo suyo es una historia de sentimientos y emociones, sencilla, pausada, dulce, sincera y romántica que nace al calor de los momentos tiernos y las palabras bonitas, con escenas de amor llenas de pasión y ternura.

Por si os resulta esclarecedor os contaré (y habrá quienes me lo hayan «oído» decir antes en referencia a otros libros) que esta novela la he «visto» en mi mente como una película. A medida que iba pasando páginas se iban creando en mi cabeza fotogramas tan vívidos como si estuviera asisitiendo a la proyección de un film. Es cierto que leyendo siempre imaginamos lo escrito, pero algunos libros «especiales» por la maestría de su autor, tienen la capacidad de crear en la mente «imágenes de cine», y este ha sido el caso de esta novela.

A las amantes de los epílogos os diré que «Quimera» cuenta con uno precioso. A mí, que no soy, en general, proclive a ellos, me ha llegado al corazón por la sensibilidad con la que está escrito el tema que trata.

Esta novela me ha gustado mucho, mucho.

VIII Premio Vergara - RNR

Concursos del mes