¿Sabías que...? Mortsafe

  • Fecha: Miércoles, 11 Marzo 2015
  • Visitas: 2595

angel-1802589 640Sé que no a todas nos gusta la romántica paranormal. Yo misma, repasando hace unos días las fichas de los libros que he leído, me encontré con la de «El caballero de la brillante armadura» de Jude Deveraux y me sorprendió leer que a pesar de haberme gustado la novela, había encontrado poco creíble el tema del viaje en el tiempo... Casi muero de la risa, jejeje (tengo que aclarar que esa fue la primera novela que leí de este género).

Descubrir a los vampiros y algún que otro hombre lobo me fascinó, sin olvidar, por supuesto, los viajes en el tiempo que me encantan (bueno, qué voy a decir yo sobre ese tema, jejeje).

Estos seres musculosos, perfectos y que nos hacen suspirar a pesar de no ser humanos, poco o nada tienen que ver con aquellos primeros «no muertos» fruto de la literatura victoriana, pero que de igual manera fascinaron a los lectores de ese siglo y pusieron lo sobrenatural de moda. Tanto es así, que no fueron pocos los que afectados por la desbordante imaginación de los autores de la época que escribían sobre zombis y vampiros, creyeron ver cierto paralelismo entre estas historias y el Día de la Resurrección descrito en la Biblia y decidieron, por si acaso, asegurar las sepulturas de sus difuntos con jaulas.

Sí, habéis leído bien: jaulas.

Éstas, conocidas como «Mortsafe» e inventadas sobre 1816, no eran otra cosa que armazones de hierro que, hundidos en la tierra o asegurados con placas de metal, encerraban las tumbas para evitar el levantamiento de los no muertos y la exterminación de la humanidad a manos de éstos.

Estaréis pensando que todo esto suena demasiado fantástico incluso para la impresionable mente de los victorianos, ¿verdad? Pues sí.

El verdadero motivo de estos cerramientos mortuorios, era evitar el robo de cadáveres.

En el siglo XVIII las universidades en las que se estudiaba medicina, demandaban cuerpos sin vida para sus clases de anatomía. Y no faltaban voluntarios sin escrúpulos que, a cambio de unas monedas, exhumaban cadáveres para satisfacer dicha demanda.

La proliferación de los robos en los cementerios escoceses cercanos a las universidades donde se impartía esta asignatura, fueron los primeros en adoptar esta medida. Imitados poco después por los cementerios ingleses.

El descanso eterno de los difuntos de familias nobles y adineradas no corría peligro, pues contaban con panteones o pesadas lápidas que imposibilitaban el saqueo. Serían las familias acomodadas las que optaban por este tipo de protección. Otra versión menos llamativa, pero igualmente efectiva, consistía en sustituir los ataúdes de madera por unos de metal. Incluso algunos cementerios contaban con pequeñas torres de vigilancia para disuadir a los ladrones de cuerpos.

Los más humildes no podían permitirse este servicio que el cementerio ofrecía a la familia del finado y se conformaban con posar flores sobre la tumba para así detectar si alguien había estado hurgando en ella.

Como podéis ver, una explicación de lo más razonable que desbanca por completo la fantasiosa historia del levantamiento de los muertos. Aunque he leído que las autoridades alentaron en más de una ocasión la historia de los no muertos y hacían la vista gorda ante los robos de cadáveres, debido a las presiones que recibían del sector científico.

Han sido pocos los «Mortsafe» que han llegado hasta nuestros días, aun así me ha parecido una historia curiosa que creo merecía la pena compartir.

*Artículo realizado por Ana F. Malory

Comentarios (28)

  • Cynthia HJ

    Cynthia HJ

    01 Octubre 2015 a las 10:49 |
    Debo decir que soy muy miedosa y me he leído este artículo con cierto respeto... ¡pero qué interesante es todo! ¿En serio ponían jaulas a las tumbas? No me extraña que de eso salgan tantísimas historias, leyendas e ideas varias sobre las cosas sobrenaturales.
  • Cristina Sánchez

    Cristina Sánchez

    26 Junio 2015 a las 09:58 |
    Que curioso, no tenía ni idea de que existierán las jaulas encima de las lápidas. Que manera más buena de eviar los robos. Muchísimas gracias, por el artículo.
  • cristina c.

    cristina c.

    15 Junio 2015 a las 11:47 |
    Pues no tenia ni idea de este tipo de enterramiento. Sabía de los robos de cuerpos porque ya lo habia escuchado, pero lo de las rejas de hierro no. Una manera curiosa de evitar los robos de cuerpos.

    Gracias por el artículo, que me ha resultado muy curioso.
  • Luciago

    Luciago

    11 Junio 2015 a las 12:01 |
    De esto si que no sabía nada, me parece muy interesante y me ha gustado enterarme de algo más de la época victoriana. Lo que si había leído era lo de los robos de cadaveres de los cementerios para contribuir al estudio del cuerpo humano en las universidades.
    Yo también leí El caballero de la brillante armadura que fue el primero de los viajes en el tiempo que conocí y que hizo que adorara este tema.
    Gracias por el artículo, me ha gustado.
  • Bella

    Bella

    11 Junio 2015 a las 09:36 |
    Pues no conocía tal cosa (pero sí lo del robo de los cuerpos para su estudio). Me ha parecido muy curioso e interesante.
    Gracias por el artículo,
    Un saludo
  • Lady Petunia

    Lady Petunia

    10 Junio 2015 a las 17:44 |
    UIs no conocia nada del tema, y me ha parecido la mar de interesante. No tenía de idea de este método para evitar los robos.
    Desde luego aquí siempre se aprende. jejeje.
    Un articulo muy interesante,
    Gracias
  • Samantha Kerr

    Samantha Kerr

    04 Junio 2015 a las 10:30 |
    Un tema que ya conocía, pues el pasado año estuve por Escocia y vi tumbas como esta llamándome muchísimo la atención. Cuando pregunté, me explicaron esto mismo del robo de los cadáveres en aquella época, y es que verlas no pasa para nada desapercibido. Un artículo muy curioso que me ha encantado que se haga.
    Besos y gracias por escribir de este tema.
  • Roxana

    Roxana

    03 Junio 2015 a las 13:59 |
    No conocía la existencia de los "mortsafe". Es increíble hasta dónde puede llegar la superstición de la gente.
  • ANA MARIA GARCIA

    ANA MARIA GARCIA

    01 Junio 2015 a las 10:15 |
    Me ha parecido super interesante el tema, siempre me ha fascinado el tema de los cementerios así que me ha gustado mucho el artículo. El tema de los robos de los cuerpos si que lo conocía
  • AlbaV09

    AlbaV09

    25 Mayo 2015 a las 21:07 |
    Me ha sorprendido mucho el tema de las jaulas ya que no tenía ni idea de que existieran. La verdad es que el robo de cadaveres no me sorprende pero no había pensado nunca en las medidas de seguridad.
  • LadyLaura

    LadyLaura

    25 Mayo 2015 a las 14:03 |
    Me ha sorprendido muchísimo este tema. No tenía ni idea de que se hicieran este tipo de jaulas, porque en ninguna novela que haya leído sale referencia alguna sobre ellos. Tampoco he leído mucha paranormal, pero aún así, en la poca que he leído nada de nada. Me ha parecido súper interesante y cómo los gobiernos y gente medianamente destacable en la sociedad llegaban a influenciar tanto en otras personas, e incluso ellas mismas se creían todo eso. Felicidades por el artículo. Me ha gustado muchísimo.
  • Isabel 11

    Isabel 11

    20 Mayo 2015 a las 09:30 |
    Vaya, no sabia nade de esto, que interesante. Me llamo la atención lo de las jaulas para las tumbas, me da hasta miedo pensarlo.
  • Jorge Casasaltas

    Jorge Casasaltas

    08 Mayo 2015 a las 16:11 |
    El tema de la profanación de las tumbas sí que es algo conocido por todos. Tenemos el caso en el mismísimo "Frankenstein", pero el hecho que utilizaran este tipo de "jaulas" para evitar la profanación, es algo que jamás había oído hablar de ello. Me gustaba más la idea que las pusieran para evitar que los no-muertos volvieran a la "vida", jajaja. Pero encuentro curioso este sistema, al igual que los ataúdes de metal o el caso curioso de las simples flores que también servían, de una manera u otra, para comprobar si la tumba había sido profanada o no. Nunca te irás a la cama sin saber una cosa más, jeje
  • yosoy

    yosoy

    25 Marzo 2015 a las 19:57 |
    Que interesante es aprender cosas como esta, siempre había pensado que sería mas para adorno que por otra cosa, pero todo tiene sentido como muchas cosas que si les buscas explicación racional, acabas encontrando.
  • Marisa Sicilia

    Marisa Sicilia

    21 Marzo 2015 a las 23:12 |
    ¡Qué curioso y qué novelesco, Ana! No lo conocía y me ha parecido muy interesante, además de muy representativo de una época que me encanta como es la victoriana. Muchas gracias por contárnoslo!
  • Carmen Zapico Zapico

    Carmen Zapico Zapico

    20 Marzo 2015 a las 16:19 |
    Muy buen artículo Ana. Sabía que se robaban cadaveres en esa epoca pero no había oido nunca los de los Mortsafe. Siempre se aprende algo nuevo con estos artículos.
  • Rociodc

    Rociodc

    18 Marzo 2015 a las 11:36 |
    Que curioso...no sabia nada de esta costumbre. Gracias por el articulo Ana. Me parece muy interesante las costumbres de otras épocas....aunque sean así de lúgubres jejeje
  • Dougless

    Dougless

    17 Marzo 2015 a las 17:26 |
    Me he quedado de piedra porque la verdad, es que no tenía ni idea de que esto existía. Gracias a Ana por el artículo, ha sido muy ilustrativo y ahora miraré con mas detenimiento cuando vaya a los cementerios haber si por aquí hay algo parecido .
  • crishi

    crishi

    12 Marzo 2015 a las 21:40 |
    Es la primera vez que oigo hablar sobre los mortsafe, me ha parecido muy curioso este método de enterramiento y su origen.
    Gracias, Malory, por mantenernos informadas en lo relativo a este tipo de temas; aún recuerdo tu estupendo artículo sobre el luto en la época victoriana.
    :)
    • Malory

      Malory

      14 Marzo 2015 a las 12:41 |
      Ni me acordaba del artículo del luto, crishi jejeje
      Voy a tener que empezar a pensar porqué me tiran tanto estos temas jejeje. ;)

      ¡Me alegra que os esté gustando! :)
  • Katon

    Katon

    12 Marzo 2015 a las 19:24 |
    No, si quien diga que con la romántica no aprendemos.
    Yo, esto de los mortsafe, no lo había oído nunca, ni tampoco he visto ninguno. La verdad es que queda un poco gore, y sí pega más lo del levantamiento de los no muertos que lo del robo de cadáveres, es que lo otro es más morbosillo, jeje.
    ¿de metal? a ver quién era el guapo que bajaba a la fosa un ataúd de metal...sí que debían estar fuertes los enterradores, o a lo mejor simplemente los dejaban caer...
    Interesantísimo el artículo, gracias Ana
  • Archiduquesa

    Archiduquesa

    12 Marzo 2015 a las 17:50 |
    Qué curioso! Desde unos meses atrás me ha dado por acudir a visitas guiadas por los cementerios clásicos de mi ciudad, porque aunque no lo parezca la forma de enterrarse delata la personalidad de cada uno. Estoy cautivada por este mundillo, simbologías, curiosidades...
    El miedo a la muerte es algo relativamente cercano en el tiempo, así que perdámoslo y descubramos pequeños tesoros.
  • Mar

    Mar

    12 Marzo 2015 a las 12:14 |
    Muy buen artículo de Ana F. Malory. No conocía la historia de los mortsafe, y me parece fascinante.
    Sólo sabía que se robaban cadáveres porque en la novela y en las películas "Frankestein" robaban diferentes partes de cadáveres.
  • Silvia77

    Silvia77

    11 Marzo 2015 a las 18:42 |
    No sabía nada del tema, aunque no me extraña por la época. Había que buscarse la vida, aunque había que tener estómago. Como siempre el problema para los pobres... Otra estupenda lección de historia. Gracias Ana.
  • Patriki

    Patriki

    11 Marzo 2015 a las 14:03 |
    Pues no sabía que existían los "Mortsafe", aunque si conocía lo del robo de cadáveres. La verdad es que tiene sentido dado que la profanación de tumbas era algo normal, por el bien de la ciencia claro, pero no sabía que les ponían jaulas, y lo de poner las flores para saber si habían tocado la tumba me ha llamado mucho la atención. Muy buen artículo, muy interesante
  • Andycon

    Andycon

    11 Marzo 2015 a las 13:20 |
    Tampoco tenía idea de esta práctica. Me ha gustado mucho. Buen informe Ana!!
    ¡¡¡Gracias!!!!
  • kkekka

    kkekka

    11 Marzo 2015 a las 13:04 |
    Gracias por el artículo, me ha encantado.
    Las costumbres de enterramiento dan para mucho y aunque morbosillo, es muy interesante.
    Aunque viendo las fotos me imagino algunas cosillas que mejor no comento (jejeje)
    Besines
  • Sandrayruth

    Sandrayruth

    11 Marzo 2015 a las 11:10 |
    Pues no tenía ni idea de esta práctica. Me ha gustado leer sobre ello, aunque menudo tema Ana!!
    ¡¡Muchas gracias por el artículo!! :)

Escribir un comentario

Por favor autentifícate para dejar un comentario.

Blog colaborador

banner-marta11

Blog colaborador

banner-sandram

Blog colaborador

banner-los-libros-de-maribel

Blog colaborador

banner-blog-hermanastras