Diana Gabaldon - Atrapada en el tiempo

Visitas: 30409

Crítica realizada por Teresa

Libro 2 de la Serie Outlander

Veinte años después de haber experimentado la aventura más extraña de su vida –un viaje a través del tiempo hasta la Escocia del siglo XVIII– Claire Randall regresa con su hija Brianna a las imponentes y misteriosas montañas escocesas donde todo comenzó.

Con la ayuda de Roger, un joven historiador, Claire se lanza a una obsesiva búsqueda de las tumbas de los caídos en la batalla de Culloden, en 1745. El paso del tiempo no ha podido borrar los intensos recuerdos de un amor difícil de explicar, y con el transcurrir de los días Claire irá descubriendo, ante los ojos incrédulos de su hija y de Roger, el fascinante secreto cuya clave es el puente interior que conduce al pasado.

Con los mismos personajes de Forastera –primera parte de la saga de Claire Randall–, Diana Gabaldon ha escrito una historia de amor diferente, en la que los encuentros fortuitos y el juego equívoco del tiempo se conjugan en un intrigante final.

Forastera fue la primera novela de esta alucinante historia de amor que combina el pasado con el presente. Claire Randall, el personaje principal de la anterior novela, regresa en ésta más madura, pero con el mismo ímpetu que en la anterior aventura.

Ahora corre el año 1968 y Claire, aturdida ante una tumba de hace siglos, confiesa a Brianna, su hija, y al historiador Wakefield, que realizó un viaje en el tiempo a la Escocia del siglo XVIII. Y lo que es más importante, que durante aquel extraño y fantástico viaje, se enamoró de un hombre: Jamie Fraser, al que no ha podido olvidar.

Claire vive en el que es el futuro para Jamie y, por tanto, conoce los acontecimientos que sucedieron en tiempos pasados. Tiene que intentar abordar la gran batalla escocesa donde murieron muchas personas. Porque aquella batalla significó la caída definitiva de todos los highlanders.

Así, regresamos al tiempo en que Claire vivió con Jamie y a su embarazo. El hecho de que el protagonista sea más joven que Claire tampoco importa en esta segunda entrega, ya nos hemos acostumbrado a esa pequeña diferencia y ante la personalidad de Fraser se nos olvida ese dato. Además, la narrativa es tan extraordinaria que nos envuelve y nos lleva de nuevo a una época distinta a la nuestra; en ésta ocasión, podemos participar de los entresijos del levantamiento escocés que acabarán en la batalla de Culloden, de infausto recuerdo.

Diana Gabaldon nos traslada de época, a París. Los protagonistas deben entrevistarse con Carlos Estuardo para intentar que la confrontación no se produzca. Y en esa ciudad eterna asistimos a las entrevistas con nobles y embajadores, con el príncipe Carlos, veremos la corte de Luis XV, palacios y arrabales.

Cuando regresan a Escocia, Jamie ingresa en el ejército de Carlos Estuardo. Claire espera un hijo pero él no puede eludir sus responsabilidades en lo que se avecina. Ambos desean que la batalla no se lleve a cabo, modificar la historia puesto que la conocen, pero es imposible.

Destacar en esta novela varios puntos:

-Los protagonistas han cambiado, se han hecho más adultos, más sensatos. Se aman, pero son conscientes de lo que les rodea, de que el pasado no puede cambiarse, de que van a una batalla segura. Su convivencia es fascinante.

-Jack Randall vuelve a jugar un importante papel en la historia.

-Brianna, la hija de Claire, pone el punto de sosiego y a la vez de frustración, porque entiende que su madre ha viajado al pasado, que se enamoró de un hombre que la engendró a ella, que aún lo ama. Ella es el vínculo que les une. Nunca mejor dicho, que su madre está atrapada en el tiempo.

-Los personajes secundarios de la novela anterior, que vuelven a aparecer, continúan siendo increíbles.

-El marco histórico es tan fabuloso como en la primera entrega. La autora nos describe esa Escocia de siglos pasados de un modo inmejorable: la vida, las costumbres, el valor de un pueblo que lucha hasta el final.

-El protagonista masculino, inmejorable. Hay que ir conociéndolo poco a poco. Un hombre fuerte, justo, capaz de arriesgar su propia vida por sus principios. Un highlander en toda regla.

-La protagonista femenina, imposible de plasmarla con más autenticidad. Una mujer del presente pero que se plega a vivir con un hombre e otra época, con otras costumbres, con otro modo de ver la vida, sin perder su identidad.

Angustia, sin embargo, hasta límites insospechados, una relación para la que no ves un final feliz. Quieres que Claire y Jamie se queden juntos, lo mismo da en un siglo que en otro, que Brianna pueda disfrutar de su padre, que sean una familia normal.

Para mí, esta autora ha conseguido lo que muchas no han podido: conmoverme y hacerme creer que realmente se puede viajar en el tiempo.

Contenido relacionado

VIII Premio Vergara - RNR

Concursos del mes

Novelas online

  • Una chica sola

    Una chica sola

    La directora de casting Kasey Dunlap tenía una habilidad especial para encontrar al hombre perfecto… en el aspecto profesional, naturalmente. Pero cuando su prometido la dejó...

logo-face

Blog colaborador

banner-marta11

Blog colaborador

banner-sandram

Blog colaborador

banner-los-libros-de-maribel